Descubren un raro tiburón fantasma bebé en la costa de Nueva Zelanda

Científicos del Instituto Nacional de Investigación Acuática y Atmosférica (NIWA) de Nueva Zelanda han descubierto un raro tiburón fantasma de días de edad, un pariente etéreo de los tiburones y las rayas que es raro encontrar nadando libremente en el océano.

Encontrado en las profundidades del océano, incluso los avistamientos del tiburón fantasma son poco comunes, por lo que la colección de un recién nacido tiene un valor científico enorme en la investigación de estas criaturas extraordinarias.

Detectada una especie de tiburón fantasma al norte del oceáno Pacífico

El tiburón fantasma comienza su vida en lo profundo del fondo del océano en una cápsula, donde se alimenta de yema de huevo hasta que eclosiona. Este espécimen se encontró a 1.200 metros (4.000 pies) por debajo del nivel del mar en Chatham Rise, una zona de pesca productiva ubicada frente a la costa de la Isla Sur de Nueva Zelanda.

Recién salido del huevo

“Puedes decir que este tiburón fantasma acaba de salir del cascarón porque tiene la barriga llena de yema de huevo. Es bastante asombroso. La mayoría de los tiburones fantasma de aguas profundas son especímenes adultos conocidos; los recién nacidos se informan con poca frecuencia, por lo que sabemos muy poco sobre ellos”, dijo el Dr. Brit Finucci, científico de NIWA Fisheries, en un comunicado.

Así se ven los huevos del tiburón fantasma. Foto: Instituto Nacional de Investigación del Agua y la Atmósfera

Los tiburones fantasma, más técnicamente conocidos como quimeras, son peces cartilaginosos que viven en océanos templados entre los 200 m (660 pies) y los 2600 m (8500 pies) de profundidad y crecen hasta 2 m (6,56 pies) de largo.

Conocidos por su rareza y su llamativa apariencia blanca, los investigadores no comprenden bien a los tiburones fantasma debido a la falta de registros fósiles sólidos y las profundidades en las que residen.

Revelados los hábitos sexuales de los misteriosos tiburones fantasma - Vista al Mar

Encontrar un recién nacido permitirá a los ecologistas comprender mejor cómo estas criaturas comienzan los primeros días de su vida y se desarrollan hasta la edad adulta.

“A partir de especies de quimeras mejor estudiadas, sabemos que los juveniles y los adultos pueden tener diferentes requisitos dietéticos y de hábitat. Los juveniles también se ven diferentes a los adultos y tienen patrones de color distintivos. Encontrar  este tiburón fantasma nos ayudará a comprender mejor la biología y la ecología de este misterioso grupo de peces de aguas profundas”, continuó el Dr. Finucci.

TIBURÓN FANTASMA (VIDEO) -

Fuente 1 / Fuente 2

Suscríbete a nuestro Boletín Semanal