Hombre termina con el pene “negro” tras inyectarse cocaína.

Recientemente se dio a conocer el peculiar caso de un hombre que terminó con el pene negro tras inyectarse cocaína.

En el estudio se señala que utilizar la vena dorsal del pene para inyectarse drogas no suele ser una zona de uso común entre las personas consumidoras, la historia de la literatura médica recoge una diversidad de eventos inusuales, en ocasiones únicos, lo cual propicia que sean aún más complejos de estudiar debido a que no existen otros ejemplos.

Uno de estos casos tuvo lugar recientemente, cuando el pene de un hombre se volvió negro después de que le inyectara cocaína.

El caso ha sido publicado en American Journal of Case Reports y ha entrado a formar parte de la literatura médica.

Los médicos que trabajan en el Bronx, Nueva York, señalaron en el informe:

“El hombre de 35 años acudió a la sala de emergencias manifestando dolor insoportable en el pene y el escroto 3 días después de haber inyectado la droga en una vena del pene”.

Tras llevar a cabo la revisión, los doctores observaron que el pene estaba hinchado, negro, ulcerado y exudaba una secreción maloliente. Además, el paciente contaba con un largo historial de uso de drogas por vía intravenosa.

En el informe, además se señala:

“La cocaína es una de las drogas disponibles más peligrosas. Esto debido a que es altamente adictiva, ya que puede ser inhalada, fumada o disuelta e inyectada en una vena. Cuando se inyecta, puede desencadenar la inflamación de los vasos sanguíneos, lo cual puede causar gangrena, la muerte del tejido corporal”.

El paciente manifestó al equipo médico que anteriormente se había inyectado cocaína en la misma vena en al menos 2 veces en las últimas 2 semanas, sin que ocurriera ninguna complicación.

El estudio señala que la vena dorsal del pene que el hombre utilizó no es una vía/área anatómica común para los consumidores de drogas:

“La vena dorsal es un lugar inusual para inyectarse, sin embargo este tipo de actos suelen no ser raros, ya que los usuarios de drogas buscan nuevos sitios de inyección una vez que otros, como las venas del brazo, se dañan”.

Posteriormente, el paciente rechazó cualquier cirugía para cortar el tejido dañado. El tratamiento consistió en una combinación de fuertes antibióticos intravenosos durante 5 días y luego otros 5 días con antibióticos orales, en conjunto con el cuidado de la zona lesionada.

De forma constante los miembros del sector salud suelen hacer campañas para que los usuarios de drogas diversas (incluídas las intravenosas) busquen ayuda y se les aconseja que se inscriban en programas de rehabilitación de drogas, ya que dejar las drogas es el único tratamiento definitivo.

Sin embargo, de forma inesperada y para desgracia del hombre, los médicos le perdieron la pista después de que rechazara el tratamiento de rehabilitación de drogas y el seguimiento que se le indicó.

Acorde a las estadísticas de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades en USA, el consumo de cocaína estuvo involucrado en aproximadamente 1 de cada 5 muertes por sobredosis en los últimos años.

Para profundizar más, pulsa ➡️ AQUÍ ⬅️

Suscríbete a nuestro Boletín Semanal