Científicos convierten botellas de plástico en saborizantes de vainilla

Científicos han utilizado bacterias genéticamente modificadas para transformar las botellas de plástico en saborizantes de vainilla.

Esta es la primera vez que se elabora una sustancia química a partir de residuos plásticos. Según la investigación publicada, se utilizan bacterias de E. Coli modificadas para convertir el 79% de TA (ácido tereftálico) en vainilla, siendo este un muy buen porcentaje.

Anteriormente los investigadores habían desarrollado enzimas mutantes para descomponer el polímero de tereftalato de polietileno utilizado para botellas desechables en sus unidades básicas el ácido tereftálico (TA). Ahora el TA se puede convertir en vainillina utilizando insectos.

La principal realizadora del trabajo de la Universidad de Edimburgo, Joanna Sadler dijo:

“Este es el primer ejemplo de uso de un sistema biológico para reciclar los desechos plásticos en un químico industrial valioso y tiene implicaciones muy interesantes para la economía circular”.

Los desechos plásticos van en aumento día con día, siendo una de las principales amenazas al medio ambiente. Una alternativa como convertir las botellas de plástico en saborizantes de vainilla es una forma de hacer ver el reciclaje mas atractivo y efectivo.

Un plástico desechable normalmente pierde un 95% de su valor después de su uso. Los productos químicos de limpieza, herbicidas y agentes antiespumantes requieren de la vainillina. En 2018 la demanda de vainillina superó las 37,000 toneladas a nivel mundial.

Según una investigación las botellas representan el segundo lugar en contaminación plástica en los océanos, después de las bolsas de plástico.

Suscríbete a nuestro Boletín Semanal