Empresa paga a mujer por mostrarle anuncios en sus sueños

El día que los investigadores advirtieron sobre las intenciones de las empresas de mostrar anuncios en los sueños ha llegado.

Ahora, una corporación ha llegado al límite del marketing por lograr poner anuncios en nuestros sueños. Una mujer afirmó haber participado en un experimento que infiltra con éxito sus sueños con anuncios de una cervecería.

La escritora de viajes Bobbi Gould dijo que en 2021 respondió a un anuncio que afirmaba que una “gran marca” estaba dispuesta a pagar $1,000 dólares por “personas que duermen dispuestas”.

Gould y su novio respondieron al anuncio y fueron dirigidos a un almacén en Los Ángeles donde más de una docena de voluntarios estaban conectados a un equipo de monitoreo cerebral mientras los vendedores de la marca de cerveza observaban.

A la mujer y a los demás sujetos de pruebas se les indicó que miraran un video que presentaba productos en medio de cascadas y paisajes selváticos, y se les indicó que tratarán de quedarse dormidos mientras escuchaban el audio del video que acababan de ver.

Durante las siguientes ocho horas, Gould dijo que, tuvo una serie de “sueños extraños de la marca de cerveza”.

Bobbi Gould dijo:

“Tuve uno en el que estaba en un saltador saltando con productos Coors. En otro, estaba en un avión tirando latas de Coors sobre la gente y me estaban animando”.

Después de la sesión de ensueño, la escritora de viajes dijo que ella y sus compañeros fueron conducidos a un grupo de enfoque donde se les hizo discutir la experiencia, que dijo que los hizo sentir “como ratas de laboratorio”.

“Estaban tratando de implantar Coors en nuestros cerebros. Simplemente no se sentía bien”.

No es el primer intento

Esta supuesta prueba no es el primer intento de la misma empresa por inyectar anuncios en los sueños. En junio de 2021, se informó que la misma empresa cervecera, junto con otros, incluidos Xbox y Burger King, estaban trabajando para “diseñar” anuncios en los sueños de los voluntarios utilizando audio y video.

El informe señaló que 40 investigadores de los sueños firmaron una carta abierta pidiendo la regulación de los florecientes experimentos de “incubación de sueños dirigida”, porque aunque este tipo de manipulación de los sueños es actualmente voluntario, “es fácil imaginar un mundo en el que los parlantes inteligentes se conviertan en instrumentos de publicidad pasiva e inconsciente de la noche a la mañana, con o sin nuestro permiso”.

Los investigadores escribieron en la carta abierta:

“Estas bandas sonoras personalizadas se convertirían en un escenario de fondo para nuestro sueño, como las interminables vallas publicitarias que ensucian las carreteras estadounidenses se han convertido para nuestra vida de vigilia”.

“Independientemente de la intención de Coors, sus acciones prepararon el escenario para un asalto corporativo a nuestro sentido de quiénes somos”.

Dado lo que Gould dijo que experimentó, parece que sus advertencias fueron adecuadas.

Suscríbete a nuestro Boletín Semanal